Consejos para blanquear los dientes desde casa

Los dientes son muy importantes en muchos sentidos. Nos ayudan a triturar la comida y así tener una mejor digestión. Pero también están involucrados en la apariencia de nuestro rostro, pues, forman parte de la sonrisa: “nuestra mejor carta de presentación”. En ese sentido, cuidar la dentadura debe estar en nuestra rutina diaria de cuidados.

Apartando el tema de la higiene, que obviamente todos sabemos que es fundamental en nuestros dientes, hacer que estén siempre blancos sí es un valor agregado que podemos conseguir de muchas formas.

Una de esas cosas que ayudan a blanquear los dientes la conocen perfectamente los dentistas. Y es que, se trata de un tratamiento que esos profesionales aplican con el fin de dejar los dientes relucientes. Pero para algunos estos tratamientos pueden ser algo costosos, sobre todo porque normalmente se deben realizar varias sesiones para tener un resultado que perdure en el tiempo.

¿Cómo blanquear los dientes desde casa?

Si no puedes costear los tratamientos odontológicos, pero tampoco tienes un caso grabe, lo mejor que puedes hacer es tomar medidas propias como los siguientes consejos:

1. Evitar los alimentos y productos que afectan el color de tus dientes

Si eres adicto al café o al refresco de cola, debes saber que es una de las principales causas para perder el color blanco de los dientes. Las personas con esta característica suelen tener dientes amarillos según el nivel de adicción a esas bebidas.

2. No fumar

Además de cuidar de tus pulmones, evitar fumar puede hacer que vuelva el color natural a tus dientes, o al menos no empeorar el que el tabaco ha logrado. Este hábito es otro de los causantes de los dientes amarillentos, así que, por tu bien, comienza a reducir su consumo.

3. Usar remedios caseros

Algunos productos naturales gozan de ciertas propiedades que estimulan la limpieza de tu estructura dental y por ende logran activar lo necesario para que vuelvan a estar tan blancos como antes. El bicarbonato de sodio, las fresas, el aceite de coco la leche, bananas y otros productos son muy buenos para blanquear los dientes, y como verás, no son nada costosos.

Prepara bebidas con ellos, por ejemplo, merengada de banana (leche + bananas) y tendrás algo rico para tomar al tiempo que irá blanqueando tus dientes.

4. Cepilla tus dientes como manda el dentista

Por cuestiones de tiempo o pereza algunas personas no lavan sus dientes cuando deberían hacerlo. Lo mejor que puedes hacer es llevar siempre contigo tu cepillo de dientes, u otro extra, para lavar la dentadura luego de cada comida o incluso bebidas (sobre todo si son las primeras que mencionamos en la lista). Con esto actuarías rápido ante cualquier elemento que pueda desgastar tus dientes o volverlos amarillos.

Con estos consejos y cualquier otro que pueda darte tu dentista de confianza lograrás tener la sonrisa soñada.

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.